6/18/2011

Los trastornos del curso del pensamiento

El pensamiento es el proceso cognitivo que se encarga del análisis, procesamiento y categorización de la información que la persona recibe constantemente. Es precisamente el proceso que facilita el acto de comunicación ya que permite establecer los razonamientos y juicios lógicos. Sin embargo, en múltiples ocasiones se manifiestan trastornos en el curso del pensamiento asociados con la alteración de las operaciones concretas de este proceso.

Entre las alteraciones del curso del pensamiento más comunes se encuentra la fuga de ideas que es considerada por los especialistas como el grado mayor de aceleración del pensamiento. Este trastorno se caracteriza porque las ideas fluyen a una gran velocidad de manera que, por muy rápido que hable la persona, no podrá hacerlo nunca al ritmo del pensamiento, viéndose obligada a dar saltos en las ideas para lograr alcanzarlo, por lo que para quien le escucha, las frases que dice generalmente son inconclusas e inconexas. Este tipo de trastorno es común en los cuadros psicóticos y en la manía.

Dentro de estos trastornos también suele manifestarse el enlentecimiento del pensamiento, trastorno en el cual se desarrollan las ideas a un ritmo muy lento, por lo que quien conversa con la persona le puede parecer como si le ocasionara sufrimiento el pensar. Generalmente se presenta en cuadros depresivos, demencias, en el retraso mental y en algunas reacciones psicóticas.

Otra problemática bastante común es la perseveración del pensamiento. Este trastorno se produce casi siempre en torno a un núcleo ideativo central y empobrecedor de la comunicación. De esta manera, la persona presenta dificultades para cambiar de tema, volviendo una y otra vez a la misma idea. Es propio de los cuadros epilépticos, las demencias y en la astenia.

A su vez, puede verse también dentro de estos trastornos la divagación y disgregación del pensamiento. En la divagación el mensaje que se quiere transmitir no llega a concluirse mientras que en la disgregación es imposible para la persona logre mantener una idea directriz durante la conversación por lo que el tema varía constantemente. Al grado máximo de disgregación suele denominársele incoherencia en el pensamiento.

Con una menor incidencia, es común encontrar además casos de prolijidad y bloqueo en el pensamiento. Cuando las personas están afectadas por la prolijidad no son capaces de discriminar lo esencial de lo irrelevante por lo que la comunicación adquiere derroteros muy amplios, mientras en el caso del bloqueo se produce una interrupción brusca en el curso del pensamiento con una ausencia total de ideas.


Fuentes:
APA (1995) DSM IV: Manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales. Barcelona: Masson.
Hamilton, M. (1986) Psicopatología clínica. Signos y síntomas en Psiquiatría. Madrid: Emalsa.

COMPARTE

Sigue alimentando tus neuronas

Los trastornos del curso del pensamiento
4/ 5
Oleh
Invert

Jennifer Delgado Suárez

Psicóloga de profesión y por pasión, dedicada a hilvanar palabras. Descubre mis libros

ALIMENTA TUS NEURONAS

La Psicología como nunca te la habían contado...

Ver Comentarios
Ocultar Comentarios

Antes de realizar un comentario, lee estas normas:
- No escribas comentarios ofensivos o con fines publicitarios.
- Sé conciso, no hagas comentarios demasiado largos.
- Cíñete al tema del artículo.
- No escribas en mayúsculas, es como si estuvieras gritando.
- Utiliza adecuadamente el idioma español.
- Tu comentario no se publicará inmediatamente, ten un poco de paciencia.
Todos los comentarios que no cumplan con estos requisitos serán eliminados. No se trata de una cuestión personal sino de mantener la lógica del blog y hacer que todo fluya lo mejor posible.
¡Gracias por compartir tus experiencias!
Ver EmoticonesOcultar Emoticones