8/30/2009

Cuando hablar es un problema: Los síndromes más curiosos. (Segunda Parte)

Otra enfermedad, extremadamente escasa es el Síndrome del Acento Extranjero, de la cual se han reportado escasísimos casos a través de la historia y a nivel mundial. Se trata de un raro trastorno de origen neurológico restringido a los sistemas motores de la producción del habla, siendo consecuencia de un ictus o traumatismo cerebral; aunque en la actualidad se está considerando también como uno de los primeros síntomas de la esclerosis múltiple, según demuestra un estudio publicado en la Revista de Neurología del 2003.

Las personas que sufren de este trastorno hablan su lengua materna con un acento extranjero. Este efecto es inevitable para la propia persona y, por su brusca aparición, suele traer como consecuencias problemas emocionales relacionados con la pérdida de identidad personal y del sentido de pertenencia a la comunidad.

El primer caso conocido fue en el 1917 cuando un parisino, como consecuencia de una herida de guerra, desarrolló un acento polaco. Pero el ejemplo más “famoso” proviene de la Segunda Guerra Mundial cuando una joven noruega fue alcanzada por un fragmento de proyectil durante un bombardeo nazi y su habla adquirió un fuerte acento alemán. Como podrán imaginar esta alteración le ocasionó innumerables problemas en su vida cotidiana al ser identificada como alemana.

Otros casos han sido reportados, los más extraños resultan ser el cambio del acento inglés por el nórdico, el acento argentino por el eslavo y el acento inglés por el chino.

Según investigaciones realizadas en el Servicio de Neurología del Hospital Francés “Vladimiro Sinay” este trastorno es un resultado que puede comprometer la cisura prerolándica izquierda, la corteza motora primaria o bien la corteza premotora. El traumatismo cerebral no hace que la persona adquiera el acento sino que modifica los patrones del habla, cambiando la longitud de las sílabas, alterando el tono o pronunciando mal ciertos sonidos. Su hablar es perfectamente comprensible para los que lo escuchan y quienes vivencian el síndrome no asumen el típico rol de enfermos sino que enfrentan las dificultades propias de un hablante extranjero.

Puedes hallar más información sobre los casos extraños de la Ciencia Psicológica en el libro: Psicología Curiosa

COMPARTE

Sigue alimentando tus neuronas

Cuando hablar es un problema: Los síndromes más curiosos. (Segunda Parte)
4/ 5
Oleh
Invert

Jennifer Delgado Suárez

Psicóloga de profesión y por pasión, dedicada a hilvanar palabras. Descubre mis libros

ALIMENTA TUS NEURONAS

La Psicología como nunca te la habían contado...

Ver Comentarios
Ocultar Comentarios

Antes de realizar un comentario, lee estas normas:
- No escribas comentarios ofensivos o con fines publicitarios.
- Sé conciso, no hagas comentarios demasiado largos.
- Cíñete al tema del artículo.
- No escribas en mayúsculas, es como si estuvieras gritando.
- Utiliza adecuadamente el idioma español.
- Tu comentario no se publicará inmediatamente, ten un poco de paciencia.
Todos los comentarios que no cumplan con estos requisitos serán eliminados. No se trata de una cuestión personal sino de mantener la lógica del blog y hacer que todo fluya lo mejor posible.
¡Gracias por compartir tus experiencias!
Ver EmoticonesOcultar Emoticones